Servicios de Protección al Menor We're Here to Support You Through Every Step

Abogada para casos relacionados con los CPS en Dallas

Lo que usted debería saber acerca de los Servicios de Protección al Menor en Dallas

Los Servicios de Protección al Menor (CPS por sus siglas en inglés) son una agencia del gobierno gestionada a nivel estatal. Según los CPS de Texas, la misión de la agencia es “proteger a los menores de situaciones de abuso y negligencia trabajando con las familias para garantizar la seguridad, permanencia y bienestar de los menores.” Tan solo el año pasado, los CPS en Texas encontraron 66.398 niños que fueron víctimas de abuso o negligencia y 156 niños que fallecieron por maltrato.

Si usted es padre, puede ser de gran ayuda comprender cómo los CPS se implican en los diferentes casos y cuáles son sus protocolos.

Si usted se ha visto implicado en un caso relacionado con los CPS, debería ponerse en contacto con un abogado inmediatamente. En García-Windsor, P.C., nuestro equipo tiene más de 80 años de experiencia resolviendo casos de derecho de familia.

Para una consulta gratis con nuestro equipo, contáctenos online o llámenos al (214) 239-8750.

¿En qué casos se implica a los Servicios de Protección al Menor?

Los CPS se encargan de aquellos casos en los que alguien informa a la agencia de un posible abuso de menores, negligencia u otras formas de maltrato. Con frecuencia, las personas llaman a los CPS por voluntad propia si creen que un menor está siendo maltratado. Sin embargo, ciertos “informantes encomendados” tienen la obligación de informar al CPS si sospechan que un menor está sufriendo abusos. Estos informantes encomendados con individuos que interactúan regularmente con personas vulnerables, como menores o ancianos. Algunos ejemplos de informantes encomendados son:

  • Profesores
  • Trabajadores sociales
  • Profesionales sanitarios
  • Agentes del orden público
  • Profesionales de la salud mental
  • Cuidadores infantiles
  • Otros profesionales en disciplinas similares que interactúan con personas vulnerables de manera regular.

Generalmente, los CPS investigarán cualquier informe que reciban, normalmente en un periodo de 24 horas, si fuera posible. Sin embargo, en algunas circunstancias, los CPS pueden decidir no asignar un trabajador social a un informe (a pesar de que están obligados a investigar todos los informes). Por ejemplo, si los CPS reciben un informe indicando que un menor de 17 años de edad ha estado solo en casa desde las 3:30pm hasta las 6:00pm, pero el informante no indica ningún signo de abuso (gritos, lesiones físicas, comportamiento fuera de lo normal, etc.) puede que decidan que el informe no es suficiente como para enviar un trabajador social.

¿Cómo son las investigaciones de los Servicios de Protección al Menor en Texas?

Para recibir información detallada sobre cómo avanzan las investigaciones de los CPS dependiendo de las circunstancias, visite el enlace ofrecido al inicio de este artículo y desplácese hasta el final de la página. Encontrará un diagrama con información precisa sobre el sistema de los CPS en Texas, comenzando en la página 25 y terminando en la página 30. Generalmente, así es como funciona una investigación por parte de los CPS:

  1. Los CPS reciben un informe. Cuando los CPS reciben un informe, tienen en cuenta varios factores, como la relación entre el informante, la víctima y el presunto autor, los recursos que tiene la familia y qué tipo de abuso ha sido reportado. Entonces, los CPS utilizan estas directrices para determinar si es necesario o no llevar a cabo una investigación.
  2. Los CPS clasifican el informe. Si los CPS consideran que el informe debería ser investigado inmediatamente, lo clasifican como caso de Prioridad 1 y es investigado en 24 horas. Los casos menos urgentes se consideran de Prioridad 2 y son investigados en 72 horas. Los casos que los CPS considera que no son críticos pero que cumplen los requisitos legales para ser considerados como negligencia, no tienen prioridad y son investigados cuando los CPS consideren oportuno.
  3. Se asigna un trabajador social. Una vez que los CPS asignan un trabajador social al caso, comienzan la investigación. Antes de que el trabajador social haga una visita, lleva a cabo una investigación preliminar sobre el presunto autor. Por ejemplo, llevarán a cabo una comprobación de antecedentes penales para ver si tiene un historial penal o de abuso y, si es así, cuáles son esos delitos. El trabajador social también puede hablar con el informante o individuos que conozcan a la supuesta víctima para determinar cuál es la dinámica familiar.
  4. El trabajador social hace una visita. Una vez que se encuentre en el lugar en el que supuestamente tuvo lugar el abuso, el trabajador social entrevistará a todas las partes involucradas, incluyendo al presunto autor y a la víctima. El trabajador social a menudo pedirá examinar mejor el lugar para determinar las condiciones de vida y la dinámica del hogar.
  5. El trabajador social completa una evaluación sobre seguridad y riesgos. Utilizando la información obtenida en su investigación, el trabajador social tratará de determinar si la víctima sufrió de abuso, negligencia o cualquier otro maltrato y, si es así, qué papel tuvo el presunto autor. Dependiendo de la decisión del trabajador social, pueden tomarse varias medidas. Si el trabajador social determina que la víctima no está sufriendo de abuso, el caso será cerrado. Si el trabajador social determina que existe abuso o negligencia, pero no presenta cargos penales, puede requerir que el autor trabaje con los CPS para desarrollar un plan de remedio (como acudir a terapia con la víctima, consintiendo visitas frecuentes de los CPS o marchándose voluntariamente del hogar). Si el trabajador social determina que la víctima está en peligro y debería abandonar el hogar, tomará las medidas necesarias para conseguir dicho objetivo.
  6. El trabajador social trata de desarrollar un plan para resolver la situación. El objetivo de los CPS no es apartar a los niños de sus familias o padres. En la mayoría de situaciones, los CPS trabajan con los guardianes de las víctimas para asegurarse de que el abuso o negligencia termine, permitiendo que la familia permanezca unida. Recibir tratamientos, como terapia o asesoramiento, puede ser el siguiente paso obligatorio para los padres infractores. Los CPS apartarán a los menores de sus hogares si creen que es necesario, pero tratarán de trabajar con sus guardianes para reunir a las familias si toman los pasos adecuados. Dependiendo de la gravedad del caso, puede que los CPS requieran contacto cara a cara con las víctimas y cuidadores hasta dos veces a la semana.
  7. Si fuera necesario, los CPS asignarán nuevos guardianes para la víctima. Se trata del último recurso, pero es necesario en algunas situaciones si la víctima sufre abusos graves o si los autores se enfrentan a cargos penales. Normalmente, los menores son asignados nuevos guardianes que podrán cuidar de ellos o se les asigna un hogar temporal, como un hogar de acogida. Si los guardianes toman los pasos necesarios para corregir su comportamiento, podrán reunirse con sus hijos. Sin embargo, si no lo hacen, puede que se asigne un hogar permanente diferente para los menores o que sean transferidos al sistema de cuidado tutelar, donde puede que sean elegibles para la adopción.

Recuerde, los CPS siempre tratarán de asegurarse de que las familias permanezcan unidas. Prefieren tomar medidas correctivas que presentar cargos penales y tomarán todas las medidas necesarias para mantener a las familias unidas.

Consejos útiles para interactuar con los CPS

Si usted se ve involucrado en un caso con los CPS, probablemente esté estresado y no sepa qué hacer. Estos son algunos consejos para interactuar con los CPS:

  • Es conveniente que colabore con los trabajadores sociales de los CPS. Usted, técnicamente, puede negarse a dejar que los CPS entren en su hogar o negarse a realizar un test de drogas. Sin embargo, hacerlo no le beneficiará. Los trabajadores sociales de los CPS tendrán en cuenta lo mucho o poco que usted haya colaborado con ellos a la hora de determinar qué hacer con su caso. Recuerde, sacar a los niños de su hogar es el último recurso de los trabajadores sociales de los CPS – prefieren ofrecer los recursos necesarios a sus guardianes para que cuiden de los niños de manera apropiada. Colaborar con los trabajadores de los CPS les ayudará a conseguir este objetivo.
  • Espere preguntas incómodas. Es la obligación del trabajador social ser tan minucioso como sea posible durante la investigación y, probablemente, le haga preguntas incómodas. Prepárese para responder a preguntas estresantes o para enfrentarse a situaciones incómodas.
  • Los CPS pueden interactuar con su hijo/s sin su permiso. Puede que usted no esté legalmente obligado a dejar que los CPS investiguen su hogar, que le hagan un test de drogas o a respetar otras de sus exigencias, pero no puede detenerlos si quieren ver a sus hijos. Los CPS se pueden reunir con sus hijos sin su permiso, lo cual supone otra razón por la cual es recomendable cooperar con los CPS, independientemente de su situación.

Si usted está involucrado en un caso con los CPS, es esencial que trabaje con un abogado especializado en derecho de familia. En García-Windsor, P.C., nuestros abogados para casos relacionados con los CPS en Dallas pueden ayudarlo con su caso. Para una consulta gratis, contáctenos online o por teléfono en el (214) 239-8750.

  • Super Lawyers
  • Lawyers of Distinction
  • NAFLA
  • Top 10 Attorneys 2017
  • Top Latino Lawyer
  • Avvo Clients Choice 2019
  • Marquee Who's Who
  • BBB Accredited
  • Marquee Who's Who - Top Lawyers
  • Best of the Best Top 10
  • American Institute of Trial Lawyers
  • 10 Best Female Attorney
  • Fastest Growing Law Firms
  • American Academy Top 100
  • Top Lawyers 2020
  • Top 1 Percent

Contacta con nosotras

Comencemos juntas
  • Por favor, escriba su nombre.
  • Por favor, escriba su nombre.
  • Por favor, introduzca su número de teléfono.
    Este no es un número de teléfono válido.
  • Por favor, introduzca su dirección de correo electrónico.
    Esta no es una dirección de correo electrónico válida.
  • Por favor seleccione una opción.
  • Por favor ingrese un mensaje.